JJCUSTODIO

Apuntes diarios de mi vida personal y profesional.

Llamen al doctor por favor

Posted by jjcustodio en enero 16, 2007

muerte

Balzac, escritor francés, en su lecho de muerte llamaba a gritos al Dr. Bianchon para que lo atienda. ” Sòlo Bianchon me puede salvar”, exclamaba. Confiaba en él, lo conocía muy bien y sabía que era el único que lo podía curar. La Sra. Elvira Varías, una amiga de mi familia, una señora que me vio crecer desde niño, me llamaba días antes que muriera, ella confiaba en mí pese a que recién me había graduado. El encargado de avisarme -en esos tiempos no existían los teléfonos celulares – nunca me lo hizo saber.Me enteré mucho tiempo después en una conversación con su hija.

A Balzac sus amigos le decían que el Dr. Bianchon en cualquier momento llegaba, que lo esperara, que tuviera paciencia. Ninguno de los dos fue atendido por su médico. La diferencia era que el Dr. Bianchon era un personaje ficticio, no existía… Yo sí existía, estaba cerca, pude haberla atendido. No la hubiera podido salvar pero la señora Elvira hubiera podido sentir la satisfacción de verse atendida por alguien a quien conocía muy bien. Bianchon no existía, era un personaje ficticio, un personaje literario de la Comedia Humana, un médico creado por la genialidad de este escritor y a quien Balzac en su delirio de muerte lo llamaba para que alivie sus males.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: